Tuesday, November 06, 2007

Dexter, Hagakure



"When one has made a decision to kill a person, even if it will be very difficult to succeed by advancing straight ahead, it will not do to think about going at it in a long roundabout way. One's heart may slacken, he may miss his chance, and by and large there will be no success. The Way of the Samurai is one of immediacy, and it is best to dash in headlong."


Hagakure, The book of the Samurai,
Yamamoto Tsuentomo

Las razones por las que me gusta Dexter se multiplican cada episodio. En un principio, la brutalidad de los crímenes cometidos por el protagonista me hizo pensar que quizá bajo el atractivo envoltorio criminal se escondía una ideología dudosa, de apoyo a la pena de muerte. La oposición de ideas me tenía fascinada, y durante un tiempo no supe si me hallaba ante un panfleto fascista o ante un superhéroe que lucha contra el mal como puede, de la única forma que sabe.
Dexter hace de sus defectos su poder, convirtiendo sus instintos criminales en la venganza social, asesinando lacras, las imperfecciones del mundo. Son estas morales las que hacen de Dexter un Samurai contemporáneo, un personaje sin miedo a la muerte, con una misión que satisface un ansia, un deseo, un placer.

"I would like to die being blamed for having killed a man"

Idem


Pero las cosas se complican, Dexter no está solo, sus andanzas han sido descubiertas por alguien, más pérfido y perturbado, con menos escrúpulos y con una seria obsesión hacia su persona. Es la admiración del psicópata por el asesino, el deseo de superar sus obras, de perfeccionar sus obras, su sensibilidad letal.

"An apprentice will not be up to his teacher's good points in the world of the arts either but will receive and imitate only his bad ones. This is worthless. There are people who are good at manners but have no uprightness. In imitating someone like this, one is likely to ignore the politeness and imitate only the lack of uprightness. If one perceives a person's good points, he will have a model teacher for anything."

Idem


Porque tener un estilo es importante, es VITAL. La sangre salpica creando composiciones Pollockianas, pero pocos son los elegidos para apreciar la belleza del plasma. De la misma forma que se lee entrelíneas, las manchas traducen pretensiones, esconden pequeños mensajes.

"A long time ago this practice was followed, especially in the upper classes, but today even the children of the lower classes perform no executions, and this is extreme negligence. To say that one can do without this sort of thing, or that there is no merit in killing a condemned man, or that it is a crime, or that it is defiling, is to make excuses. In short, can it not be thought that because a person's martial valor is weak, his attitude is only that of trimming his nails and being attractive?"

Idem


Y claro, no podía faltar la chica, la inocente y pura madre candorosa, la niña arrojada en el mundo de los adultos, de la misma forma que la pederastia fue una práctica común entre los samurais, la mejor forma de pasar sabiduría a las nuevas generaciones.

Labels:

14 Comments:

At 11:54 AM, Blogger Enrique Ortiz said...

Dios mío, todo lo que me estoy perdiendo. Ya no sé, Pussy, cómo ponerle remedio, pero qué bien pinta esa serie. Un beso.

 
At 12:13 PM, Blogger Higronauta said...

¿Me falla la memoria, o así, a bote pronto, esta es la primera serie que protagoniza un psicokiller?

Por cierto, ¿no sabrá si existe la posibilidad de visionarla vía stream? Lo digo porque últimamente mis redes pares echan humo y no cabe nada más en ese flujo de (des)información y (des)propósitos que es mi banda semiancha.

 
At 12:25 PM, Anonymous kaleidoscopegirl said...

Jo, chochi, yo sólo he visto los tres primeros pero el que más me mola es el negro que va detrás de su culo y le llama psycho moñas.

 
At 1:35 PM, Blogger Miriam G. said...

Ayer la estrenó FOX aquí. Hoy en el desayuno comentaba lo preocupada que estaba, un sólo episodio y ya siento una profunda simpatia por un ser que despedaza vivas a sus victimas... Me has dejado más tranquila, me puedo enamorar del superheroe y obviar el confuso mensaje, que a mí también me pareció fascista, "como soy más listo que tú, y tu eres malo, te pillo y te mato" ¡Qué alivio!

Yo pensaba leer el libro antes de empezar a ver la serie, evidentemente, no ha podido ser.

Un beso, Miriam G.

 
At 4:31 PM, Blogger Nosotras mismas said...

Hola,

Hoy solo tengo tiempo para saludar.

Besos

 
At 5:26 PM, Blogger 1977 said...

¿Por qué impartir justicia al margen de la ley es fascista?

 
At 6:55 PM, Anonymous Anonymous said...

La mamada laracroftiana es impagable

 
At 6:01 AM, Blogger sin said...

que gran idea!!! una serie donde el prota es un psycko...Pues seguro que le doy un intento: necesito una serie (o dos) más para llenar mi tope, sobre todo en este momento de larga espera de nuevos episodios de Lost y a falta de subtítulos para la sexta temporada de 24

 
At 7:55 AM, Blogger el loco oficial said...

entonces Pollock era psicópata y pintaba sus cuadros con las arterias chisporroteantes de sus víctimas?
a ver si la encuentro en alguna de las parabólicas...

 
At 10:05 AM, Blogger Lupita said...

Dexter! quesí, quesí, que da mucho miedo su seguridad, ese autocontrol aséptico de su pensamiento e imagen..."y no le resta atractivo"...
Menuda fotografía más bonita tiene esta serie. Al actor protagonista, Michael C.Hall ya le seguíamos en la increible "Six feet Under" y pese a apuntar "maneras" no imaginábamos que su próximo papel le fuera como un guante,de latex.
Un beso, Mademoiselle Pussy.

 
At 2:36 PM, Blogger Pussy Galore said...

Higro, no lo sé, pero yo si quiere se la mando.

Anónimos, esa mamada es INSUPERABLE. Pero le gusta o no?

 
At 9:51 AM, Blogger Dr. Hichcock said...

Solo he visto el primer capítulo que se ha estrenado en la FOX y...

¡QUIERO MÁSSSSS!

 
At 12:58 AM, Blogger 1977 said...

Ya ves.

 
At 10:24 AM, Blogger Cayetana Altovoltaje said...

Siguiendo su recomendación y la de otra gente de fiar, este fin de semana me he tragado los siete primeros capítulos de la primera temporada, y estoy absolutamente rendida a sus encantos y enganchada al prota y a su némesis. Lo mejor, la entrada (no sé cómo se dice técnicamente) de la serie, que muestra a Dexter empezando su día con cotidiana truculencia. Genial.

 

Post a Comment

<< Home